Mamá regresa al trabajo después de 10 años: qué hacer para

Madre-trabajando-desde-casa-mamá-volviendo-al-trabajo-después-de-10-años

Durante la pandemia de COVID-19, la el número de mujeres en la fuerza laboral se redujo en 500.000 más que los hombres. Y a principios de 2022, Deloitte informó que el 53% de las mujeres tenían niveles de estrés más altos que el año anterior.

De estos números, las madres trabajadoras se llevan la peor parte de la carga. El cuidado de niños no es asequible o no está disponible, y en una encuesta realizada por McKinsey & Company, El 34% de las madres mencionaron las preocupaciones por el cuidado de los niños como su razón para dejar el trabajo..

Pero las madres que se quedan en casa que desean volver al trabajo pueden estar preocupadas por la “brecha de mamá” en sus currículos.

Para empezar, dejemos de pensar en ello como la brecha de las mamás. El nombre es chirriante. Disminuye tanto la confianza como la aptitud de la persona para aportar valor a una empresa u otra organización. Es una brecha de empleo. Las mujeres y los hombres pueden encontrarse, por elección o necesidad, asumiendo roles de cuidadores a tiempo completo. Eso puede resultar en estar fuera de la fuerza laboral durante una década o más.

Después de quedarse en casa como cuidador de tiempo completo, volver al trabajo puede ser un desafío. Por supuesto, los números muestran que este sigue siendo un problema mucho mayor para las madres. Pero es posible equilibrar la maternidad con una carrera, incluso si eres una madre que vuelve a trabajar después de diez años.

Hemos reunido algunos consejos y estrategias para ayudarlo con la transición de regreso a la fuerza laboral y la gestión del acto de equilibrio.

Volviendo a la fuerza laboral

Como ama de casa que regresa a la fuerza laboral después de una larga ausencia, el proceso puede parecer desalentador. Si todavía tiene un papel de cuidador intenso, será más difícil. En lugar de simplemente sobresalir en su nuevo rol, aún puede sentir la necesidad de estar al tanto de todo lo demás que implica la maternidad. Afortunadamente, para muchos, la crianza de los hijos requiere menos tiempo o, al menos, es más fácil de manejar con el tiempo.

Para las nuevas madres que suspenden sus carreras profesionales durante la licencia de maternidad, no es tan difícil volver a sus carreras. Es posible que estén fuera del circuito durante unos meses, pero su mayor ajuste es descubrir cómo administrar las nuevas tareas, las limitaciones de tiempo y los desafíos como madres trabajadoras. En algunos casos, sus parejas pueden tomar la licencia de paternidad y ayudar a facilitar su transición de regreso al trabajo.

Pero si dejó su carrera para dedicarse a la maternidad a tiempo completo, es posible que se sienta inadecuadamente preparado para volver a su rol anterior después de que hayan pasado los años. Además de las preocupaciones sobre la gestión del tiempo y su bienestar, es posible que tenga dudas sobre cómo se mantendrán sus habilidades y experiencia después de su brecha laboral.

Por otro lado, también puedes sentirte culpable porque el trabajo te aleja de tus hijos. Por supuesto, todo esto agrava la sensación persistente de que no puedes hacerlo todo.

Afortunadamente, no tienes que hacerlo todo y eres capaz de hacer lo suficiente. El camino de regreso al trabajo no siempre es fácil, pero puedes lograr ser una madre trabajadora. Con intención y práctica, también puede encontrar el equilibrio entre el trabajo y la vida.

La preparación es la clave del éxito

Antes de sumergirse nuevamente en la fuerza laboral o incluso comenzar a encontrar trabajo después de ser un padre que se queda en casa, es útil sentar las bases. Estos son algunos consejos y consideraciones durante la transición de ser una madre que se queda en casa a una madre que trabaja.

1. Ten un objetivo claro sobre por qué regresas al trabajo

Si se pregunta qué hacer después de ser ama de casa, el primer paso es tener una conversación honesta consigo misma sobre por qué regresa al trabajo. Hazte estas preguntas:

  • ¿Qué busco en mi trabajo? ¿Estoy impulsado principalmente por consideraciones financieras o realización personal? ¿O una mezcla de ambos?
  • ¿Qué es lo que más me importa del rol o trabajo que hago? ¿Flexibilidad? ¿Objetivo? ¿Reconocimiento? ¿Oportunidad de desarrollar nuevas habilidades? ¿Seguro de salud o beneficios de salud mental?
  • ¿Busco autonomía e identidad fuera de la casa/familia?
  • ¿Qué tipo de papel quiero? ¿Quiero una carrera independiente o quiero ser parte de una organización como contratación directa?
  • ¿Dónde me veo dentro de unos años?
  • ¿Qué tipos de habilidades tengo? ¿Qué tipo de tareas y actividades me gusta hacer?

Mujer-pensativa-tomando-café-en-la-cabaña-mamá-volviendo-al-trabajo-después-de-10-años

  • ¿Cuáles son mis limitaciones o no negociables en términos de horario y responsabilidades?
    • ¿Será mejor trabajar desde casa o en persona?
    • ¿Necesito horarios flexibles?
    • ¿Quiero trabajo a tiempo parcial o a tiempo completo?
  • ¿Cómo equilibro mi horario de trabajo y vida? ¿Qué opciones están disponibles en mi comunidad para la guardería u otro tipo de cuidado infantil?

Haga una lista de sus necesidades: cuanto más claro tenga lo que está buscando y por qué, más fácil será comenzar su búsqueda de trabajo.

Las oficinas a una hora de distancia pueden no ser una opción si necesita estar cerca de casa. Un horario rígido de 9 a 5 podría limitar su capacidad para recoger a sus hijos de la escuela o hacer mandados vitales. Eso no significa que deba descartar automáticamente una publicación de trabajo si es muy interesante para usted.

Puede aprender mucho solicitando un puesto y hablando con el gerente de contratación sobre dónde hay flexibilidad. Tal vez solo tenga que ir a la oficina dos veces por semana o el puesto solo requiera un horario específico para las reuniones por la mañana. Omita las ofertas de trabajo con requisitos que no coincidan con al menos la mitad de su lista.

2. Actualiza tus perfiles profesionales de redes sociales

Las redes sociales no son solo para tu vida personal. Tómese un momento para renovar su presencia en línea antes de comenzar su búsqueda de empleo. Mejora tus redes sociales profesionales. Si no tienes un perfil de LinkedIn, crea uno. Esto permite que los reclutadores comiencen a comunicarse con usted. Si trabaja en una industria creativa, actualice su cartera para mostrar sus habilidades.

Además, en LinkedIn o cualquier otra plataforma social, únete a algunos grupos relacionados con tus áreas de interés profesional. Esto lo ayudará a ponerse al día sobre lo que la gente habla, las habilidades que valoran, las herramientas que usan y los tipos de roles y títulos que tienen. Tome un interés genuino en las conversaciones allí y puede hacer algunas buenas conexiones.

3. Actualiza tus habilidades

Ha adquirido un conjunto de habilidades completamente nuevo mientras era madre y administraba un hogar. Esas habilidades transferibles serán útiles. Pero es probable que también necesite repasar habilidades específicas para el lugar de trabajo moderno y su nuevo trabajo o carrera. Dependiendo de su industria, muchas cosas han cambiado en 5 a 10 años. Más que hacer un curso de actualización rápida, tómese el tiempo para leer artículos relevantes y buscar cualquier credencial o certificado profesional que pueda necesitar.

Por ejemplo, si está buscando trabajo como diseñador web, es posible que deba hacer algunos cursos o reservar varios meses para volver a capacitarse y aprender plataformas populares.

4. Comience a establecer contactos

Sentar las bases para su nuevo trabajo. Antes de explorar sus opciones de trabajo, familiarícese con la industria y algunas personas clave. Ayude a sus posibles empleadores a ponerle una cara a su nombre.

Solicite entrevistas informativas cortas a personas en el campo o empresas que le interesen. Mire a su organización de ex alumnos oa sus organizaciones de padres para encontrar personas dispuestas a hablar con usted y compartir sus experiencias. De esta manera, cuando esté listo para enviar su currículum, no será solo una lista anónima de calificaciones.

Empresarios-socializando-por-la-ventana-del-auditorio-mamá-volviendo-al-trabajo-después-de-10-años

¿Cuáles son algunas formas de abordar la “brecha de mamá” en su currículum?

Dejaste tu carrera para dedicarte a la maternidad a tiempo completo. Y si bien ser madre es un trabajo difícil y una gran explicación de por qué te tomaste unos años libres, esto todavía te deja con una “brecha de mamá” en tu currículum.

Los empleadores no siempre aprecian cuando los empleados tienen demasiadas lagunas en el currículum. A veces, prefieren contratar a alguien que parezca fresco y actualizado que preocuparse por la razón por la que se tomó un descanso en su carrera.

Pero no te preocupes: se trata de cómo le das un giro. Estabas haciendo algo que valía la pena con tu tiempo libre: criabas a un ser humano completamente nuevo. En el proceso, probablemente hayas crecido mucho como individuo. Solo necesita vender eso a sus futuros empleadores.

Eche un vistazo a estas ideas para abordar la brecha de su currículum de crianza:

1. Sea directo

No lo endulce ni trate de ocultarlo. Te tomaste un tiempo fuera de la fuerza laboral para concentrarte en ser madre. Eso es bueno.

En la sección de experiencia laboral de su currículum, aborde su brecha de empleo directamente enumerando el tiempo que tomó para criar a sus hijos.

2, destaca cómo pasaste tu tiempo libre

¿Tuviste un ajetreo secundario mientras eras madre a tiempo completo? ¿Participaste en trabajo voluntario? En su historial de trabajo, aborde todas las actividades relevantes. Por ejemplo, si está buscando un puesto como experto en SEO o administrador de redes sociales, puede mencionar que tiene un canal de TikTok que se enfoca en la crianza de los hijos. Muestre a los empleadores que está listo para volver a sumergirse.

Empresarias-hablando-en-la-oficina-mamá-volviendo-al-trabajo-después-de-10-años

3. Concéntrese en su experiencia y conocimiento cuando presente su perfil

Si está regresando a una carrera profesional anterior, perfeccione su experiencia pasada. Incluso si el campo cambió desde que lo dejaste, los principios subyacentes son los mismos.

Digamos que eres un desarrollador web que solía trabajar en PHP. Es posible que no haya creado aplicaciones web con JavaScript durante su carrera profesional anterior, pero se ha tomado el tiempo para mejorar sus habilidades antes de volver a la fuerza laboral. Resalte esto para sus empleadores. Los detalles pueden haber cambiado, pero su conocimiento del marco subyacente es relevante e importante.

4. Prepárese para preguntas de entrevista relacionadas

Asegúrese de estar listo para resaltar sus habilidades transferibles y cómo la crianza de los hijos contribuyó al desarrollo de su carrera en la entrevista de trabajo. Si los gerentes de contratación preguntan acerca de su ruptura profesional, concéntrese en cómo desarrolló habilidades para resolver conflictos entre sus hijos, organizar los horarios de los miembros de su familia o realizar proyectos a corto plazo.

Explique cómo su experiencia como madre la apoyará como madre trabajadora.

Cómo formatear tu currículum

¿Listo para eliminar ese currículum? Pongamos en práctica algunas de nuestras sugerencias anteriores. Aquí hay algunas cosas que debe incluir cuando actualice su currículum:

joven-morena-estudiante-escribiendo-en-el-bloc-de-notas-mamá-volviendo-al-trabajo-después-de-10-años

  • Información de contacto y redes sociales profesionales. Muestre que es relevante manteniéndose actualizado en su presencia profesional en línea.
  • Una descripción de perfil honesta que se centre en su experiencia y conocimiento. Incluya un breve discurso en la parte superior de su perfil que ayude a sus empleadores a notar su experiencia y conocimiento a pesar del tiempo que se tomó para ser madre.
  • Habilidades. Incluya una pequeña sección sobre habilidades duras y blandas relevantes, ya sea Python, SEO, gestión de redes sociales, escritura, adaptabilidad o gestión del tiempo. Seamos realistas: como madre, eres una experta en la gestión del tiempo, la multitarea y mantener satisfechos a los clientes difíciles (¡tus hijos!).
  • Un historial de trabajo detallado. No se ande con rodeos: reconozca que se tomó un tiempo libre para ser padre. Pero no olvide incluir cómo ha mejorado sus habilidades, mejorado sus habilidades o se ha mantenido actualizado.
  • Sus certificaciones y educación. Estas credenciales sientan las bases de su carrera profesional. No te olvides de poner estos.

Disfruta de esta nueva etapa en tu vida

Regresar a la fuerza laboral después de ser un padre que se queda en casa será una aventura tan grande como poner su carrera profesional en espera para dedicarse a la crianza de los hijos.

Habrá un período de transición y tendrá que ajustar tanto su trabajo como su vida familiar. Pero en última instancia, puede descubrir que volver al trabajo complementa su trabajo como madre.

Y al equilibrar estos dos roles, establecerá un gran ejemplo para sus hijos. Ser un modelo a seguir es difícil, pero si eres una madre que regresa a trabajar después de 10 años, ya lo estás logrando.

\

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *